Publicidad
Publicidad

El Gobierno mexicano analiza reforzar ductos de combustible

El Instituto Mexicano del Petróleo ya está probando una tecnología para evitar que los ductos sean pinchados y se les puedan colocar válvulas.
ducto
López Obrador enfatizó que es necesario reforzar y dar mantenimiento la red de distribución de combustibles.

CIUDAD DE MÉXICO. El presidente Andrés Manuel López Obrador informó el pasado fin de semana que se analiza ya la posibilidad de reforzar "en el mediano plazo" los ductos que transportan combustibles en el país, con tecnología del Instituto Mexicano del Petróleo, a fin de que no se puedan poner válvulas o tomas clandestinas.

"Ya se está analizando la posibilidad de fortalecerlos con una tecnología que se está probando del Instituto Mexicano del Petróleo. Una nueva tecnología para que resistan las agresiones. Para que si se pinchan no se pueda tener éxito y que no sea fácil de poner esa válvula que permite tener esta toma clandestina y extraer combustible. Ya estamos en eso", dijo y aclaró que será en el mediano plazo.

López Obrador enfatizó que es necesario reforzar y dar mantenimiento la red de distribución. En ese sentido, advirtió que no se ha generado nueva infraestructura sobre los ductos. En el caso particular del ducto que estalló la noche del viernes pasado en Tlahuelilpan, Hidalgo, data de los años 70. Detallo que otros ductos importantes son incluso de los años 50.

Lee también: El Gobierno anuncia nuevas terminales de almacenamiento de gasolina

Agradeció las expresiones de solidaridad que han manifestado otros pueblos y gobiernos ante el siniestro y que expresaron su apoyo "en estos momentos difíciles para nosotros".

Detalló que se busca aumentar la capacidad de distribución de combustibles con la adquisición de carros tanque en 25% y que éstos puedan transportar alrededor de 200,000 barriles, por lo que está comenzando la capacitación a conductores y se avanza hacia la normalización del abasto.

Publicidad

Este lunes, en conferencia matutina, anunció que ya se firmaron contratos para adquirir 571 pipas con un costo cercano a 85 millones de dólares (mdd) en total, con el fin de garantizar el abasto de combustible en el país.

Los autotanques fueron adquiridos en Estados Unidos por un equipo integrado por el secretario de Relaciones Exteriores, la secretaria de la Función Pública, la secretaria de Economía, la oficial mayor de la Secretaría de Hacienda, acompañados de personal de Pemex y de la Secretaría de la Defensa (Sedena). Los integrantes de la misión darán detalles de la compra el próximo jueves.

Más información: Licitación de la refinería Dos Bocas será a más tardar en marzo

El presidente dijo que aún falta adquirir otras unidades para llegar a 707. López Obrador justificó la decisión de hacer una adquisición directa y no una licitación, pues el desabasto de combustible es una emergencia.

Sobre el financiamiento, el presidente dijo los recursos salieron de Pemex. El mandatario aseguró que hay ahorros con las estrategia del robo al combustible, además de que se obtendrán recursos con la venta de los vehículos del Estado Mayor presidencial y las aeronaves que utilizaba el gobierno federal.

Durante la conferencia de este lunes se informó que el número de muertos por la explosión en Tlahuelilpan, Hidalgo, ascendió a 89; mientras que la cifra de personas hospitalizadas por la tragedia asciende a 51.

El gobernador de Hidalgo, Omar Fayad, dijo el domingo que en el sitio del siniestro se encontraron 68 restos humanos, de los cuales solo nueve han sido identificados; para el resto de las víctimas, agregó, se cuenta con muestras genéticas de 54 familiares.

Con información de Obras

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad