Publicidad
Publicidad

Intervención del Tate Britain, conexión del pasado con el presente

El despacho Caruso St. John respetó los materiales especificados por el autor original del edificio, el también británico Sydney Smith, quien lo diseñó en 1892.
Edificio Tate Britain
Edificio Tate Britain - (Foto: Cortes�a Tate Britain)

Remodelar el interior de un emblemático edificio de 116 años es un reto que puede marcar la carrera de un despacho. En 2013, los arquitectos británicos Peter St. John y Adam Caruso –fundadores del despacho Caruso St. John- afrontaron el desafío de intervenir el Tate Britain. 

El objetivo era mejorar la coherencia arquitectónica y la funcionalidad del edificio.

Fieles a la majestuosidad victoriana de un edificio protegido por el gobierno, con un Grado II que lo cataloga como de ‘interés especial’, el despacho respetó los materiales especificados por el autor original del edificio, el también británico Sydney Smith, quien lo diseñó en 1892. 

Arte arquitectónico

La mejor muestra de este diálogo que establecen los arquitectos con la historia es la nueva escalera que, por primera vez, logra conectar ambos pisos del lugar. 

Publicidad

Está situada en una majestuosa rotonda neoclásica por donde entra luz natural. 

FOTO: Cortesía Tate Britain

Los arquitectos diseñaron en la parte superior de esta escalinata un círculo monocromático de diseño art decó, inspirado en las conchas de las vieras, es un guiño al pasado, ya que este motivo formaba parte del mosaico original del edificio. 

Sus 24 escalones de mármol blanco están rematados por una fina línea negra en el extremo que dibuja una discreta espiral. Los enmarca en su parte superior una balaustrada de color crema, realizada en concreto prefabricado y reforzado con fibra, la cual muestra los mismos motivos que encontramos en los mosaicos del diseño circular. 

Publicidad

Un doble cristal opalino, coronado por una barandilla de acero inoxidable con acabado espejo, limita el espacio lateralmente. La intervención, que tuvo un costo de 983 millones de dólares, logró actualizar visualmente un edificio que recibe 1.5 millones de visitantes al año.

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad