Publicidad
Publicidad

Película futurista inspira el diseño de un corporativo

Luces de neón, lámparas onduladas, cristal y tecnología integran el concepto de la agencia mexicana de publicidad Byronmuller.
Blade Runner_c
Blade Runner_c - (Foto: Cortes�a darkitectura/Yoshihiro )

Luces de neón, lámparas onduladas, cristal, plafón acústico, luz natural, tecnología, matemáticas, parámetros y un toque futurista, sirven para transformar el espacio de unas oficinas donde la oscuridad y la falta de espacio eran una constante. Ahora, la amplitud, la buena iluminación y las formas de la naturaleza se hacen presentes como cualidad del espacio. 

Para lograrlo, se halló inspiración en aquellos ambientes dinámicos diseñados por Syd Mead en la película 'Blade Runner', y se recurrió a las ventajas que ofrece el diseño paramétrico. 

El despacho de Darkitectura que encabeza el arquitecto Julio Juárez, de la mano de la diseñadora Rossy Chaidez, se dio a la tarea de conjugar estos elementos y cumplir con las necesidades de la agencia mexicana de publicidad Byronmuller. 

Chaidez explica que el primer reto fue ajustarse a un presupuesto y a un concepto: "Los clientes necesitaban un lugar con mucha luz, cómodo para trabajar y que se prestara para la creatividad".

Publicidad

 Cortesía darkitectura/Yoshihiro

Al llegar a las oficinas, lo primero que encontraron Julio Juárez y Rossy Chaidez fue un lugar oscuro y con falta de espacio, así que ordenaron que todo se desmontara para conocer el espacio real en el que trabajarían. 

Al desnudar el espacio descubrieron un muro de cantera que cubría un costado del acceso principal y que además contaba con seis columnas de 1.20 m x 0.40 m, en ese momento Chaidez propuso crear un mueble con base en el diseño paramétrico.

Rossy pensó en un mueble que fuera funcional y estético, que es el que hoy atraviesa las oficinas en su totalidad, dando una función específica en cada área, por lo que se volvió el alma del diseño interior.

"Estamos acostumbrados a algo rectangular o circular, pero no a algo irregular que tenga movimiento. Básicamente es una combinación entre la tecnología simulando o emulando la naturaleza en un proceso ciento por ciento tecnológico", dice Rossy Chaidez al explicar la esencia del peculiar habitante de las oficinas.

Publicidad

El mueble paramétrico
"Lo que habían hecho antes era poner muros de cantera y ocultar todo de manera ciega y muy inútil, detrás de eso había (un) espacio vacío, lleno de basura", explica la diseñadora.

Entonces Rossy se dijo: "Vamos a hacer algo... Comenzamos a hacer versiones del mueble, comenzamos con algo cuadrado, después se le dio ondas, se imaginó una superficie de agua con un poco de ondulación, de corriente y de movimiento, y se trató de asimilar el mueble".

Es un mueble 'sensual' con curvas que te llevan por todas las oficinas, su función primera es la de una banca de espera. Al crecer, se va transformando en un mueble funcional que utilizan los creativos para sus necesidades propias; después se convierte en una estantería donde se guardan libros; más tarde se transforma en una zona de copiado para finalmente terminar como mobiliario de oficina en el espacio del jefe.

Si tomamos en cuenta que la forma se asemeja a una superficie de agua puesta en vertical , dice Chaidez, podemos decir que "con el movimiento que genera, las ideas se renuevan, se clarifican a la usanza de los griegos que decían que nadie se baña en la misma agua dos veces. Así en este despacho creativo las ideas no son las mismas, se transforman en algo mejor".

Publicidad

 Cortesía darkitectura/Yoshihiro

Rodrigo Galindo, vicepresidente de operaciones de la agencia Byronmuller expresa: "El mueble no es nada invasivo, como tiene esta formas orgánicas y es parte de toda la pared no sientes que te robe espacio. Al contrario, es un mueble que nos ayuda en muchas cosas del día a día. Por otra parte todo el diseño tan limpio, tan abierto, ha venido a repercutir en el ánimo que tienen los diseñadores".

Otra de las funciones del mueble de 18 metros de largo, es ocultar la irregularidad en el muro longitudinal provocada por las robustas columnas del edificio.

Para el armado, aseguran los creativos, no se usó ni un clavo, todo fue embonado con la participación del arquitecto, los diseñadores y los carpinteros, "fue un rompecabezas gigante".

Escogieron el material DecoMDF de Masisa con un acabado laqueado, "el blanco jugaba con los demás elementos para no perder la cuestión de amplitud que se había ganado, y (la) luminosidad", añade la diseñadora. 

Publicidad

En cuanto al diseño general, Rossy Chaidez agrega que la parte central de las oficinas es abierta, y decidieron eliminar el plafón; es una escuadra escalada, "así conseguimos el efecto de mucha luz que era necesidad del cliente".

Diseñando la creatividad
Los creativos de Byronmuller, Rodrigo Galindo y  Xavier Tello, director de planeación estratégica, dijeron estar sorprendidos con la remodelación final de las oficinas de 230 m2 de espacio total, que fue entregada en seis meses.

Explican que básicamente tiene cuatro áreas de trabajo. La más grande es la de los diseñadores y los creativos; se diseñaron cuatro oficinas privadas de 20 m2, además de la sala de juntas y la sala audiovisual de 2.5 x 3 m2, además de una pequeña área donde los proyectistas muestran sus maquetas a los clientes.

Para la remodelación, explica Chaidez, "curiosamente reciclamos cristales, mamparas de madera, conservamos cantera; todo el plafón acústico perimetral no lo cambiamos, lo ajustamos. Teníamos dos tipos de piso: de resina, que se dejó en la parte más importante que es el área de los creativos; en los privados se usó madera de encino americano". 

Para ganar espacio y otorgar mayor funcionalidad a la zona principal de trabajo, Julio Juárez decidió dejar un entrepiso de 2.20 m de altura "que psicológicamente te mejora un espacio, te da mejor soltura".

Publicidad

 Cortesía darkitectura/Yoshihiro

Con relación a los beneficios de este tipo de diseños, Rossy Chaidez explica: "Para que una persona desarrolle su creatividad, debe estar en un lugar cómodo y agradable, en el que se sienta a gusto, que no sea rígido ni demasiado oscuro, así prácticamente su mente no se preocupa de otras cosas".

Julio Suárez asegura que "estos diseños benefician la comunicación entre las personas. En la mesa central, aunque te encuentres trabajando a un lado de tu jefe, no hay jerarquías, el cristal otorga transparencia, no hay nada que ocultar". 

Al respecto, Xavier Tello expresa: "Somos una empresa de creatividad, hacemos cosas de vanguardia, desarrollo gráfico, desarrollo web, audiovisual, entonces necesitamos un ambiente que nos estimule mucho y que nos haga pensar hacia delante".

Publicidad

Para el creativo de Byronmuller, el diseño interior ha funcionado realmente; pues "se siente una oficina amplia, cómoda, futurista y que definitivamente ayuda a la gente a tener mejores ideas. Se ha sentido, la gente se ha vuelto más propositiva, entrega más rápido y tiene mejores ideas, y queremos pensar que se siente a gusto con este entorno".

 Cortesía darkitectura/Yoshihiro

Rodrigo Galindo comenta que se cumplió con una de las exigencias que se hicieron al despacho: la luz. "Prácticamente (en) 90% de la jornada laboral entra la luz del sol, la vista que se logró desde cualquier punto de la oficina es muy buena, se integraron muy bien las ventanas. Creemos que es el mejor crecimiento que pudimos tener en el ambiente laboral y en la historia de la empresa".

El arquitecto Julio Juárez aclara que económicamente fueron los más sustentables, "es muy austero el diseño, no hay excentricidad más que el mueble paramétrico, y como está diseñado en un sistema que lo abarata, eso hizo viable el proyecto". La inversión fue de alrededor de 500,000 pesos. 

Publicidad

Explica que no se usa el aire acondicionado, y en eso tuvo que ver la iluminación a base de luz neón, que es una luz muy fría, lo que genera un espacio idóneo para ellos. Precisa que se dio una combinación entre lámparas colgantes de luz cálida y un juego de rayos de neón, en una evocación a la belleza visual del clásico filme de los ochenta Blade Runner y que "crea la combinación ideal de luz para las horas de trabajo".

Respecto a los colores empleados, el blanco metálico bond catonic, de Comex, fue protagonista: "Lo mezclamos con azul neón de las lámparas, y hay un ambiente en el que entras y es muy fresco". Se aplicó en muros, y los reflejos que resultan de las múltiples divisiones de cristal afirman el propósito estético de recrear el futuro imperfecto de aquel filme de culto.

 Cortesía darkitectura/Yoshihiro

Rodrigo Galindo confiesa que tenían pensado pintar el techo de negro para que se viera más industrial, pero se dieron cuenta que ensuciaba el ambiente y contrastaba con la idea de tener mucha luz. "El blanco nos ilumina, refleja luz sobre mesas, pisos, muros, creemos que tenemos un espacio que tranquiliza, que hace fluir las ideas, un espacio muy zen".

Publicidad

Según el listado del blog Cosas de Arquitectos acerca de los despachos más seguidos de Facebook, Darkitectura se localiza en el lugar 38 a nivel mundial y en Latinoamérica en el lugar ocho. 

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad