Publicidad
Publicidad

El problema del sector vivienda está sobredimensionado

Las grandes desarrolladoras de vivienda con problemas financieros relevantes tienen la oportunidad de evitar la quiebra: Softec.
vivienda
vivienda - (Foto: Getty Images)

El problema del sector de la vivienda está sobredimensionado, porque si bien enfrentan retos también hay oportunidades estructurales importantes, pero la industria deberá superar la coyuntura actual, aseveró el socio director de la firma Softec, Jorge Yarza.

Comentó que en particular las grandes desarrolladoras de vivienda que presentan problemas financieros relevantes (Urbi, Homex y Geo) tienen oportunidad de salir adelante y evitar que caigan en quiebra.

Ejemplificó que en la crisis de 1995 se presentaron una serie de planteamientos y acuerdos para apoyar a los sectores afectados que le interesaban al país, y en este caso la producción de vivienda es una cadena de valor que interesa que funcione bien.

"Vemos una serie de oportunidades estructurales, fundamentadas en la demanda", pues se requiere atender una demanda de 9.0 millones de familias en rezago, más las viviendas que se requieren cada año, lo que exige ciudades competitivas, dijo el directivo, en entrevista con Notimex.

El experto en materia de vivienda opinó que "hay solución para que las empresas grandes y medianas y pequeñas puedan salir adelante, porque está la oportunidad estructural, pero hay que brincar esta coyuntura".

Para ello se requieren esquemas de financiamiento más adecuados, tanto a la infraestructura y al desarrollo urbano como mayor financiamiento a la construcción, consideró.

Yarza comentó que la problemática coyuntura se deriva de tres principales factores: el primero, relacionado con las empresas grandes, que tienen reservas territoriales importantes, con proyectos de más de 10,000 viviendas, en donde las compañías absorben costos de infraestructura que deberían aportar los gobiernos locales.

En este sentido, precisó, se requiere aplicar una revisión a los esquemas de financiamiento, a fin de contar con el capital adecuado en plazos y tiempos, lo cual ayudaría a resolver el problema.

En segundo lugar, abundó, hay mercados que se vieron afectados por la crisis de 2008-2009, lo que impactó de manera negativa al mercado laboral, sobre todo de la zona norte del país, y aunque hay una recuperación no se tienen los niveles previos a la crisis, lo que afecta la capacidad de compra de las personas.

El último factor está relacionado con la estructuración adecuada y la gestión de los proyectos, por lo que se requiere un mayor enfoque comercial, porque la preferencia de los clientes cambió en los últimos 10 años.

"La gente es más exigente, hay también un proceso de movilidad ascendente, estos elementos están influyendo en el mercado en general", lo cual debe atenderse de mejor manera, puntualizó.

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad