Publicidad
Publicidad

El plan de Santa Lucía sí preveía un cerro cercano, defiende AMLO

Un informe de la Sedena revelado el martes, detalla que el plan inicial de Santa Lucía fue modificado debido a la presencia del Cerro de Paula, que interferiría con las operaciones civiles.
Santa Lucía
Cuartoscuro / Mario Jasso

CIUDAD DE MÉXICO. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, defendió este miércoles que el plan del aeropuerto civil en la base militar de Santa Lucía, Estado de México, sí tomó en cuenta la presencia de un cerro en las proximidades, así como los costos.

"Estamos bien y estamos acostumbrados a enfrentar obstáculos y resolver problemas", expresó al ser cuestionado sobre este tema.

El martes, se dio a conocer que el costo de la construcción del aeropuerto, en Zumpango, creció 11.7% debido a que el plan maestro original, presentado en agosto de 2018 y en el que participó Grupo Rioboó, fue modificado debido a la presencia en el área del Cerro de Paula, que interferiría en las operaciones civiles.

De acuerdo con el periódico El Economista, que citó un informe de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), el costo del proyecto ascendió a 78,557.3 millones de pesos. La cifra inicial anunciada era de 70,342.1 millones de pesos.

Lee más: El costo de Santa Lucía aumenta 11.7% por cambios en el plan maestro

En consecuencia, las dos pistas civiles se reubican en comparación con el plan original y se considera una tercera pista solo para uso militar. Ello también implica reubicar las instalaciones militares dentro del mismo polígono. La inversión para esta medida asciende a 6,725 millones de pesos.

Publicidad

A estos cambios se suman además 3,030 millones de pesos para la adquisición de predios que se requerirán para amortiguamiento acústico y 885 millones de pesos más para los estudios de preinversión, de acuerdo con las cifras de la Sedena, publicadas por el periódico.

La inversión en la construcción del aeropuerto civil y su interconexión con el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México está estimada en 68,637 millones de pesos.

El proyecto se presentará la próxima semana

Este martes, López Obrador anunció que la próxima semana se presentará todo el proyecto del Aeropuerto Internacional de Santa Lucía (AISL), en el Estado de México, con el que se ahorrará 100,000 millones de pesos.

Además, el mandatario federal dio a conocer, en su conferencia de prensa matutina, que se resolverá el problema de la saturación aérea en tres años y no en seis, como originalmente se tenía contemplado.

Lee más: La Sedena alista licitaciones del proyecto de Santa Lucía

Contradice estudio de impacto de la UNAM sobre abasto de agua

El presidente aseguró que no habrá problemas de abasto de agua, además de que en el proyecto sí se tomó en cuenta el Cerro de Paula, así como los costos.

Sobre el tema del agua, la Manifestación de Impacto Ambiental elaborada por el Instituto de Ingeniería de la UNAM concluye que las obras de preparación del sitio y la construcción en sí misma causará problemas de abasto de agua a municipios aledaños, publica este miércoles El Economista. Detalla que el agua provendría del acuífero Cuautitlán-Pachuca, que de por sí tiene un déficit de 40,493 millones de litros.

Una fuente cercana a la administración federal informó a Obras/Expansión que el gobierno federal presentaría el plan maestro de AISL en el marco de la tercera edición de la Feria Aeroespacial de México (Famex), que comienza este martes en la base militar.

En agosto de 2018, Grupo Riobóo presentó un documento que incorporó un anteprograma de la obra, un antepresupuesto y un anteproyecto arquitectónico, en el cual se contemplaba un periodo de dos meses para la realización de preinversión.

En enero de este año comenzaron las licitaciones para 14 estudios de preinversión, entre los que se encuentran el plan maestro, que corre a cargo de Aeropuertos de París (ADP Group), una firma del gobierno francés. Además, los estudios de factibilidad aérea -que indicarían la viabilidad de las operaciones simultáneas entre los aeropuertos de la Ciudad de México, Santa Lucía y Toluca-, los cuales lleva a cabo NavBlue, compañía filial del gigante francés Airbus.

Otros estudios se relacionan con las condiciones meteorológicas, la geotecnia, la factibilidad económico-financiera, así como la manifestación de impacto ambiental, que recientemente se hizo pública a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

Con información de Notimex y Juan Tolentino

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad