Publicidad
Obra del Año  header desktop
Obra del Año Galería Desktop
Publicidad

San Simón, finalista Obra del Año 2019

San Simón, en la CDMX, transformó un espacio de identidad industrial al retomar la arquitectura de la antigua vecindad mexicana. Participa en la categoría Vivienda Económica y de Interés Social.
Vivienda San Simón
El Edificio San Simón logro recuperar zonas de riesgo para los habitantes de Tlatelolco y crear un ambiente familiar en la zona.

Ubicación: Ciudad de México
Categoría Obra del Año: Vivienda Económica y de Interés Social
Desarrollador/Arquitectura: Consorcio Ara/Weber Arquitectos

CIUDAD DE MÉXICO. San Simón es un enorme complejo de viviendas en el centro de la Ciudad de México, en la zona de Tlatelolco, que pretende revalorizar el espacio común y recuperar la antigua visión de la arquitectura del siglo pasado.

El proyecto logró transformar el entorno y elevar la calidad de vida de los habitantes al transformar un espacio con identidad industrial que albergaba bodegas. Ese aspecto lo ha convertido en finalista de Obra del Año 2019.

Optó por la innovación en el diseño, creando viviendas sociales y apostando por la convivencia e interacción humana como el centro del proyecto. Para ello, retomó los antiguos valores arquitectónicos y sociales que fueron parte fundamental de la vecindad mexicana.

Vivienda San Simón, a detalle

Vivienda San Simón, a detalle

Categoría Obra del Año: Vivienda Económica y de Interés Social

Cortesía/ Archivo Obras
Vivienda San Simón, a detalle

Categoría Obra del Año: Vivienda Económica y de Interés Social

Cortesía/ Archivo Obras
Vivienda San Simón, a detalle

Categoría Obra del Año: Vivienda Económica y de Interés Social

Cortesía/ Archivo Obras
Vivienda San Simón, a detalle

Categoría Obra del Año: Vivienda Económica y de Interés Social

Cortesía/ Archivo Obras
Vivienda San Simón, a detalle

Categoría Obra del Año: Vivienda Económica y de Interés Social

Cortesía/ Archivo Obras

Publicidad

Una vez inaugurado, se vio un notable impacto e influencia en la zona. Las 531 viviendas fueron ocupadas de forma rápida por familias jóvenes que ayudaron a la modificación y transformación del entorno.

Se incrementó el comercio no solo al interior del mismo complejo; también surgieron otros comercios en los alrededores.

La identidad industrial quedó atrás, dando paso a un ambiente mas amable y de barrio que rehabilitó una colonia en la que predominaban lotes olvidados y casi vacíos.

Newsletter
Recibe en tu email nuestro contenido.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad