Publicidad
Publicidad

¿Cómo montar las bases para el futuro de las ciudades en México?

OPINIÓN: La mayor oportunidad que existe hoy se encuentra en darle continuidad a la construcción de vivienda nueva, agregando regularización de propiedades.
549_Invitado_José Antonio Díaz
549_Invitado_José Antonio Díaz - (Foto: ESPECIAL/FOTO: Cuartoscuro)

Nota del editor: Esta columna se publicó originalmente en la edición 549 de la revista Obras,  'Deportivos + hospitales, Infraesructura para la salud' , correspondiente a octubre de 2018.

(CIUDAD DE MÉXICO) – El concepto de 'regeneración urbana' surge para aquellos grandes fraccionamientos que sufren de graves problemas de abandono, invasión y deterioro crónicos, por haber sido construidos sin los procesos de diseño y planeación urbana deseables y sin prácticas de desarrollo comunitario, dejando como consecuencia la destrucción del tejido social en polígonos urbanos de las grandes ciudades del país.

Hoy, el nuevo gobierno tiene el reto de corregir errores cometidos en el pasado y montar las bases para el futuro de las ciudades en México.

Lee: La Ciudad de México se ubica entre las cinco megaurbes del mundo

El discurso del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, plantea continuar con incentivos para apoyar procesos de regeneración urbana, vivienda intraurbana y redensificación, que orienten la oferta de suelo y densidades hacia un ordenamiento territorial integral e incluyente, tocando temas relevantes como la formalización de los asentamientos irregulares y la revisión de políticas de uso de suelo.

El planteamiento del equipo que acompaña a AMLO es pertinente y, además, abre opciones de negocios para la que podríamos denominar la 'nueva industria de vivienda y regeneración urbana'; una industria que verdaderamente atienda las necesidades de la creciente demanda de vivienda nueva, incluyendo temas relacionados como infraestructura de servicios y transporte, desarrollo comunitario, responsabilidad ambiental y seguridad, y que a la vez reconozca la importancia de procesos de regeneración urbana de lo ya construido, que es donde los grandes objetivos de densificación y vivienda intraurbana se pueden lograr.

Publicidad

Lee: CDMX y Monterrey se desploman en índice de calidad de vida en 4 años

La mayor oportunidad que existe hoy se encuentra en darle continuidad a la construcción de vivienda nueva, agregando regularización de propiedades irregulares, reocupación de casas abandonadas y ejecutando cambios de usos de suelo con base en las necesidades de las comunidades, más allá de la disponibilidad de terrenos baldíos. 

¿Existe una batalla?

Entre las preocupaciones de los grandes constructores de vivienda, la más importante es la falta de reglas claras que garanticen que la inversión de capital privado es la requerida para continuar con la construcción de miles de casas nuevas al año, y se tenga certidumbre.

Es decir, que sus reservas territoriales sean viables para poderse poblar. Continuar sin modificar lo que es claramente perfectible en materia de vivienda sería un grave error.

Lee: La mejor ciudad del mundo para visitar está en México 

Se podría dedicar mucho más tiempo y se ha hecho y está muy bien a escuchar los diferentes puntos de vista de los jugadores que en el terreno del desarrollo inmobiliario tienen puntos divergentes. La autoridad y algunos actores clave de la vivienda no necesariamente coinciden en este debate.

En una investigación realizada en 2015 por México Evalúa se daba cuenta de al menos nueve hospitales abandonados por una mala planeación, en los que se habían invertido más de 3,000 mdp.

_______

* José Antonio Díez preside la Alianza para la Regeneración Urbana y cuenta con una trayectoria notable en el ámbito financiero.

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad