Publicidad
Publicidad

El Congreso CDMX pide a Amieva detener trámites de mega desarrollos

La moratoria urbana implica suspender la recepción y resolución de trámites inmobiliarios como cambios de uso de suelo y expedición de licencias de construcción.
construccion - mexico
construccion - mexico - (Foto: iStock by Getty Images)

El Congreso de la Ciudad de México solicitó al jefe de Gobierno, José Ramón Amieva, ordenar una moratoria urbana y detener trámites de construcción para grandes proyectos hasta que se defina la nueva política de desarrollo inmobiliario de la Ciudad de México.

El punto de acuerdo presentado por la bancada de Morena y aprobado por el pleno en sesión ordinaria, señala que la medida debe ser acatada por la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi) a fin de apoyar a los 16 alcaldes a implementarla.

Al exponer la propuesta, la legisladora María de Lourdes Paz explicó que la Constitución local establece obligaciones para las autoridades y limitaciones para el desarrollo de obras con base en criterios de sustentabilidad y sujetándose al interés público.

"El Gobierno de la Ciudad de México debe declarar una moratoria urbana para impedir que continúen los grandes desarrollos inmobiliarios que han facilitado las actividades lucrativas para unas cuantas personas, a cambio de la afectación de los derechos de una gran cantidad de habitantes de esta capital", expuso.

Lee: Once alcaldías de la CDMX suspenden permisos para nuevas obras

Paz Reyes calificó de preocupante la declaración del secretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, Felipe de Jesús Gutiérrez, respecto a que el impacto económico de la industria de la construcción hace inviable declarar una moratoria urbana en la capital del país.

Publicidad

Aclaró que la propuesta no pretende frenar el desarrollo de la Ciudad de México, pues éste debe ser constante, sino revisar las normatividad, procedimientos administrativos y criterios de operación de la autoridad en materia de planeación, desarrollo urbano y construcción de vivienda.

"Antes de continuar con el desarrollo inmobiliario que ha facilitado el lucro para unas cuantas personas a cambio de la afectación de terceros", aclaró.

Consideró indispensable que el Poder Legislativo local impulse acciones coordinadas y ejerza sus funciones de fiscalización de las autoridades administrativas.

Ello, apuntó, con el fin de garantizar que el crecimiento urbano sea ordenado, con apego a la ley, a los instrumentos de planeación, las normas de uso de suelo y en cumplimiento de los procedimientos aplicables.

La moratoria urbana implica la suspensión de los términos para recibir y resolver trámites relacionados con la materia inmobiliaria, específicamente para cambios de uso de suelo y expedición de licencias de construcción.

Más información: Benito Juárez e Iztacalco suspenden permisos para obras nuevas

En el documento se indica que durante la administración, a cargo de Miguel Ángel Mancera, se agudizó el problema del crecimiento urbano desordenado, originado por la falta de planeación, las violaciones recurrentes a las normas y restricciones de los usos del suelo por parte de empresas inmobiliarias.

Así como la omisión o complicidad de las autoridades encargadas de autorizar la expedición de licencias de construcción, de verificar y suspender las obras irregulares.

Coyoacán se suma a suspensión de trámites de obras nuevas

Con el propósito de respetar los acuerdos para la preparación de los planes de desarrollo urbano para la Ciudad de México, la alcaldía de Coyoacán anunció que suspenderá hasta nuevo aviso los trámites de obra.

El alcalde Manuel Negrete Arias dio a conocer que no se recibirán documentos para la construcción de desarrollos inmobiliarios y plazas, aunque todavía se podrán realizar los correspondientes en casa habitación y multifamiliares.

Con ello, se suma a las 11 alcaldías que gobierna Morena, que acordaron suspender trámites para obras nuevas, y a la alcaldía de Benito Juárez, gobernada por la coalición PAN-PRD-Movimiento Ciudadano, que procedió del mismo modo. 

Los alcaldes argumentan que la decisión responde a la preparación de planes de desarrollo urbano para la ciudad.

Negrete explicó que se revisarán las construcciones que se encuentran en proceso, con el fin de verificar que cumplan con aspectos como el uso de suelo, materiales de calidad, entre otros lineamientos jurídicos, conforme a la normatividad vigente.

Mediante un comunicado, Manuel Negrete pidió a los vecinos estar atentos de la información oficial cuando se reactive la declaratoria de nuevas construcciones.

 

Newsletter
Recibe en tu email nuestro contenido.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad