Publicidad
Publicidad

El centro comercial Artz Pedregal reabre sus instalaciones

La apertura ha sido gradual, pues hace dos semanas se les permitió comenzar a operar en la Torre I y Torre 2, de acuerdo con Fausto Lugo, director de Protección Civil.
artz pedregal
artz pedregal - (Foto: Notimex)

El Gobierno de la Ciudad de México autorizó la reapertura del centro comercial Artz Pedregal, al sur de la capital, con excepción de la zona donde el pasado 12 de julio se registró el derrumbe de un voladizo sin causar daños a personas.

El siniestro continúa siendo investigado por la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX). 

Fausto Lugo, director de Protección Civil, informó que el Instituo de Seguridad para las Construcciones (ISC) determinó que no había más riesgos en el inmueble, de acuerdo con una entrevista publicada el domingo por el diario Excélsior.

Explicó que la autorización incluye las cuatro torres y la mayor parte de la plaza comercial. Dijo que la apertura ha sido gradual, pues hace dos semanas se les permitió comenzar a operar en la Torre I y Torre 2.

También se autorizó continuar con las obras que habían quedado pendientes tras el siniestro, como la instalación de los cines y otros trabajos en las torres.

Aseguró que de acuerdo con los documentos presentados por el desarrollador del complejo Grupo Sordo Madaleno y el dictamen del Instituo de Seguridad para las Construcciones, no existen razones para mantener cerrado el centro comercial.

Publicidad

El peritaje de la PGJCDMX, presentado a principios de agosto, concluyó que hubo deficiencias en el cálculo de cargas del cantilever o volado que se colapsó.

Lee: La Procuraduría CDMX revela peritaje de Artz Pedregal; alista citatorios

La dependencia se encuentra en proceso de citar a las partes involucradas a declarar.

Los responsables podrían ser sancionados hasta con seis años y medio de prisión, de acuerdo con el funcionario.

A fines de julio, Sordo Madaleno también dio a conocer los peritajes independientes que contrató y que realizados por el Instituto de Ingeniería de la UNAM, la firma estadounidense Wiss Janney & Elstner (WJE) y la empresa Stark + Ortiz.

Los tres análisis concluyen también que el volado cayó por un error de cálculo estructural.

Publicidad

De acuerdo con Sordo, la empresa Vargas de la Rosa quedó a cargo de realizar ese cálculo.

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad