Publicidad
Publicidad

El DF requiere fortalecer su política urbana sustentable: Sedatu

El gobierno actual tiene una estrategia para toda la presente administración federal y que consiste en ya no destinarle más recursos al auto, dijo la coordinadora de la Estrategia de Movilidad Urbana Sustentable de la Sedatu.
DF
DF - (Foto: Tomado de Flickr/JOSSFOTOS)

El reto de la Ciudad de México es llegar a una política urbana que incremente la distribución de sus recursos para el desarrollo de la movilidad sustentable del 23% al 33% en la presente administración.

La coordinadora de la Estrategia de Movilidad Urbana Sustentable de la Sedatu, Mariana Orozco Camacho, expuso lo anterior al participar en el foro “Innovación Sustentable en las Megalópolis”, organizada en conjunto con la Embajada de Ciclismo de Holanda.

En conferencia con los medios, detalló que actualmente se destinan más de 11,000 millones de pesos al año para que los gobiernos locales inviertan en infraestructura urbana, sin embargo, el 65% de estos recursos se destinan preferentemente al uso de vehículos particulares.

Como resultado de lo anterior, obras como las contempladas en los Ramos 23 y 33, como el fondo metropolitano, de pavimentación y de accesibilidad al transporte público quedan en último término, señaló la funcionaría de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu).

Desgraciadamente, dijo, ahorita la inversión federal se ha destinado más a infraestructura para el auto, de manera que las ciudades siguen invirtiendo en distribuidores viales y segundos pisos porque son de muy fácil implementación “y no tienes que consensar con nadie”.

“En cambio si comienzas a hablar de implementar un sistema de transporte masivo, hay que negociar con los transportistas, si hablas de parquímetros hay que negociar con los ciudadanos, y si se trata de ciclovías, hay que hablar con los comerciantes”, aseveró.

Publicidad

La funcionaria expuso que por ello se habla de la necesidad de un cambio cultural en donde debemos cimentar en nuestra cabeza y en nuestra agenda pública que es posible un nuevo modelo de ciudad.

“Pareciera que ya estamos condenados a morir en el auto”, sin embargo, lo que vemos en otros países es que no se trata de una situación de magia, sino de cultura, es un asunto de políticas públicas con inversiones locales bien implementadas y gobiernos bien capacitados en el tema, aseveró.

Explicó que el gobierno actual tiene una estrategia para toda la presente administración federal y que consiste en ya no destinarle más recursos al auto, sino a la creación de capacidades locales para que tengan conocimiento de estos temas que muchas veces desconocen.

El primer paso de cualquier proceso, dijo, es darse cuenta de qué está pasando y cuáles son las necesidades reales, lo cual es seguro que nos tomará tiempo al igual que ocurrió en Holanda en donde tuvieron que pasar 50 años para transitar a la cultura que tienen actualmente.

En ese sentido recordó que Holanda tuvo que renunciar al uso del vehículo particular, “no porque quisiera, sino porque se enfrentaron a una crisis del petróleo”, por lo que tuvieron que buscar un medio de transporte sustentable.

Como resultado de ello, hoy en día vemos a una Holanda en donde las calles están acondicionadas para permitir la circulación de bicicletas cuando en la década de los 40 las calles eran exclusivamente para los automóviles.

Esto, puede ser posible por lo que el hecho de que se lleven a cabo foros como el ofrecido este lunes por la Embajada de Ciclismo de Holanda representan una oportunidad para intercambiar experiencias para implementar el cambio, aseguró.

Newsletter
Recibe en tu email nuestro contenido.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad