Publicidad
Publicidad

El ex director de Proyecto Metro se deslinda de fallas en la Línea 12

Enrique Horcasitas aclaró que el Proyecto Metro no tiene facultades para realizar trabajos de supervisión en líneas del Metro en operación, y que eso es una obligación del STC Metro.
L�nea 12 del metro
L�nea 12 del metro - (Foto: Tomado de Flickr/David Minguez)

El ex director del Proyecto Metro del Distrito Federal, Enrique Horcasitas Manjarrez, se deslindó este jueves de las fallas que provocaron la suspensión de 11 estaciones de la Línea 12 del Metro, y dijo que nada tuvo que ver en la licitación ni la asignación de ese proyecto.

El jefe del gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, removió el miércoles 19 de marzo a Enrique Horcasitas Manjarrez del cargo de director general del Proyecto Metro DF, con la finalidad de dar garantías en las investigaciones que se llevan a cabo respecto de la Línea 12.

Al comparecer ante la Comisión Especial de la Asamblea Legislativa que investiga estas anomalías, Horcasitas Manjarrez reconoció que si bien se hizo constar que existían "trabajos faltantes o mal ejecutados, ello no impedía el servicio regular y seguro de la línea con pasajeros", por lo cual se autorizó su operación.

Recordó que existe una minuta donde consta que el Sistema de Transporte Colectivo (SCT) entregó al Proyecto Metro la "Línea 12, a fin de ponerla en funcionamiento de manera inmediata", y que la instancia que él encabezaba carecía de facultades para realizar trabajos de supervisión en líneas en operación.

Nota relacionada: El GDF tiene derecho a fianza de 1,700 mdp por la Línea 12

Publicidad

Horcasitas Manjarrez aclaró que comparecía en su carácter de ciudadano, pues desde el martes dejó de ser el titular del Proyecto Metro, y que acudía "con la frente en alto y la convicción de haber cumplido su deber con honestidad y al máximo de mis capacidades".

"Tengo más de 40 años de participar en la industria de la construcción, y en ningún proyecto he entregado malas cuentas, y en este tampoco", insistió en la comparecencia que duró 20 minutos, donde no hubo cuestionamientos verbales de los legisladores, quienes entregaron más de 30 preguntas por escrito.

El ex funcionario aseveró que el contrato para la construcción de la línea se firmó el 17 de junio del 2008, y que él asumió la dirección del Proyecto Metro el 17 de septiembre del mismo año.

"No participé, ni en las bases para la licitación ni en la selección del consorcio ganador del concurso, mucho menos en la firma del mismo", sentenció.

Además, precisó que el 30 de octubre del 2012, el consorcio certificador de la Línea 12, conformado por varias empresas, dictaminó que en materia de seguridad todos los sistemas de operación funcionaban correctamente y podía ponerse en servicio con pasajeros.

Publicidad

Por ello, en una minuta del 30 de octubre del 2012, personal del "Proyecto Metro y del Sistema de Transporte Colectivo (STC), hicieron constar que este recibía de aquél la Línea 12, a fin de ponerlo en funcionamiento de manera inmediata, debido a que se encontraba en condiciones para tal efecto", agregó.

En ese sentido, Horcasitas detalló que "al 31 de febrero pasado la Línea 12 había operado por más de 14 meses, los trenes han circulado más de cinco millones de kilómetros y han transportado más de 100 millones de pasajeros", sin problema alguno.

No obstante, advirtió que "la indebida operación, la falta de mantenimiento o inadecuado mantenimiento preventivo y correctivo, así como las intervenciones a los equipos después de la puesta en servicio o inauguración al público, pueden alterar las condiciones actuales de funcionamiento".

Por ello, se recomienda que el mantenimiento preventivo y correctivo se realice estrictamente con los programas y manuales de mantenimiento aprobados para asegurar que los sistemas funcionen correctamente en materia de seguridad, recalcó el ex funcionario local.

Nota relacionada: Con mantenimiento se habría evitado suspensión: ICA

Publicidad

Incluso, recordó que en un oficio del 19 de noviembre del 2013, el Proyecto Metro puso a disposición del STC el dictamen emitido el 14 de noviembre del 2013 por ILF Ingenieros Consultores y Tüv Süd Rail GMBH sobre los motivos y recomendaciones para minimizar los desgastes ondulatorios de los rieles.

En el dictamen se señala que el desgaste ondulatorio excesivo se debe a la falta oportuna de mantenimiento preventivo y correctivo del sistema de vías en elementos como compactado deficiente de balastro, falta de control de apriete en fijaciones y durmientes defectuosos, detalló.

Además, abundó que el incremento del desgaste ondulatorio también es generado por el desajuste del sistema de vías, la falta de mantenimiento correctivo del material rodante, achatamiento de ruedas en algunos trenes y golpes en los aparatos de vías de dilatación por desgaste excesivo de la rueda.

Sin embargo, Enrique Horcasitas aclaró que el Proyecto Metro no tiene facultades para realizar trabajos de supervisión en líneas del Metro en operación, y que eso es una obligación del STC Metro.

También informó que hasta diciembre del 2013 se invirtieron 22,050 millones de pesos en la mencionada línea, y que "el monto integral del contrato firmado, de 17,583 millones de pesos, no se ha movido ni se moverá por ley, pues es un contrato a precio alzado".

Publicidad

Al finalizar la comparecencia, el presidente de la Comisión, Jorge Gaviño, aclaró que Horcasitas Manjarrez acudió como ciudadano y no como funcionario público, pues ya dejó de serlo y que, por lo tanto, no habría un intercambio de opiniones con los legisladores, quienes entregaron por escrito sus preguntas.

El Gobierno del Distrito Federal tiene derecho a una fianza de 1,700 millones de pesos por posibles vicios ocultos en la construcción de la Línea 12 del Metro, que recibió como garantía por parte del consorcio conformado por ICA, Alstom y Carso que construyó la vía, pero hasta el momento no lo ha solicitado de manera formal.

Para Bernardo Quintana, presidente del Consejo de Administración de ICA, el gobierno capitalino debe explicar qué parámetros técnicos tomó en cuenta para cerrar parcialmente el servicio, ya que los trenes pueden seguir circulando por las vías y no existe el riesgo de descarrilamiento.

"Nosotros afirmamos que dentro del contrato que firmó el consorcio había la obligación de hacer cierto mantenimiento durante un año y si afirmamos que no pudimos entrar, porque no nos dieron la oportunidad durante cuatro meses y en otras ocasiones solo pudimos entrar por tiempo limitado", dijo este jueves Quintana en conferencia de prensa.

El director general de la constructora, Alonso Quintana, explicó a su vez que los trenes de la Línea 12 llegaron de manera escalonada y se realizaban las pruebas durante la noche, "impidiéndoles el acceso para realizar el mantenimiento debido".

Publicidad
Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad