Publicidad
Publicidad

Constructoras compran barato en los proyectos hospitalarios

Por ahorrar, las empresas compran equipos y construyen de manera inadecuada, por lo que luego tienen que hacer adaptaciones: SIBIM.
Hospital
Hospital - (Foto: Getty Images )

La mala planeación del los hospitales por parte de los constructores impacta en el precio final, asegura Raúl Alba, director de SIBIM Servicio e Integración Biomédica de México, la cual ha intervenido en más de 20 proyectos hospitalarios del país con firmas como ICA y Tradeco.

Explica que 30% del costo total de estos proyectos está destinado al equipamiento e instalaciones en la etapa constructiva, pero que la mayoría de las empresas no consideran muchos factores que intervienen en ese porcentaje:

"Si tengo un hospital que vale 100 millones y sé que tengo que invertir en equipo de un 30 a 33%, los constructores empiezan a bajar el costo y a comparar mal, compran barato, pensando que están ahorrando y terminan comprando caro", dijo a Obras.

Los pecados de los constructores
Puntualizó que es posible optimizar estos recursos de 15 a 20 %, por lo que es necesario que las constructoras visualicen y detecten sus necesidades desde la planeación:

Uno de los principales problemas que la integradora ha detectado es el incumplimientos de contrato por adquisición de equipo médico fuera de especificaciones, así como los sobrecostos por los ajustes o adecuaciones no previstas para la instalación, colocación o uso del equipo médico.

Publicidad

"No se tienen por qué estar cambiando las ingenierías a la mitad del proyecto (…). No se tendría que hacer un dictamen de proyecto, porque se tendría que tener la certeza de que lo que yo estoy proyectando es lo que va a funcionar y voy a instalar, y operar, y es importante que tuvieran esa visión las constructoras", comenta Fabiola Becerra Muñoz, arquitecta especialista en salud, quien también labora en SIBIM Servicio e Integración Biomédica de México.

Los directivos de la empresa ha detectado los principales puntos en los que las constructoras deben trabajar para una mejor planeación:

1) Que las instalaciones electromecánicas sean adecuadas al equipamiento que va a suministrarse.

2) Que el suministro del equipo sea en tiempo y forma.

3) Detectar las entradas por las que el equipo va a ingresar.

Publicidad

4) El local no tiene que cumplir solamente con el espacio, sino con las necesidades.

Por ejemplo:

"Si el cuarto necesita una protección contra radiación es necesario saber el nivel de radiación que tiene tu equipo, para que el balitado –la protección que se le mete al cuarto- sea del espesor que se requiere y cumpla con las especificaciones del equipo", asegura la especialista.

5) No esperar al final de la obra para adquirir  los equipos, pues muchos de ellos son importados y pueden tardar de dos a cuatro meses en llegar.

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad