Publicidad
Publicidad

La infraestructura se prepara para 'tomar el tren'

La reactivación del transporte ferroviario de pasajeros requiere al menos 50,000 mdp; el inicio de las obras está previsto para 2014.
A todo vapor
A todo vapor - (Foto: Tomado de Getty Images )

La reactivación del transporte ferroviario de pasajeros en el país, anunciada por Enrique Peña Nieto al llegar a la Presidencia, requiere mínimo 50,000 mdp en inversión, de los que un porcentaje significativo será para el desarrollo de la infraestructura necesaria.

A finales de enero, Gerardo Ruiz Esparza, titular de la SCT, firmó dos convenios marco de colaboración con gobiernos estatales y municipales de Querétaro y Yucatán para hacer realidad dos de los proyectos prometidos: el tren México-Querétaro, y el Transpeninsular, de Mérida, Yucatán, a Punta Venado, Quintana Roo. Aún falta firmar el último convenio, con autoridades mexiquenses, para la ruta México-Toluca.

Si el proyecto entregado por el gobierno de Querétaro al gobierno federal es aprobado, el tren que irá de la capital del país a esta ciudad tendrá seis estaciones: Buenavista, Cuautitlán, Tula, San Juan del Río, Aeropuerto y La Cañada.

Ruiz Esparza aseguró que esta línea requerirá una inversión de entre 35,000 y 40,000 mdp. Para el Transpeninsular, la inversión sería entre 15,000 y 20,000 mdp.

Se prevé que la velocidad de los trenes sea de entre 140 y 180 km/hr, pues no es posible contar con trenes más rápidos, por su alto costo y la accidentada topografía del país, asegura Jorge de la Madrid, coordinador del Comité de Infraestructura del Trasporte del Colegio de Ingenieros Civiles de México (CICM).

Las rutas México-Querétaro y Transpeninsular cuentan con vías para carga. "Sin embargo, en la ruta México-Querétaro la carga es tanta que no puede interrumpirse, por lo que contemplamos un trazo paralelo a la autopista", dice el experto.

Publicidad

Para el tren México-Toluca, "necesitan construirse varios túneles largos, por eso será la más tardada y costosa. El CICM calcula una inversión de 35,000 mdp", añade.

Los proyectos se realizarán con apoyo de la IP. Para Francisco Ibáñez, consultor de PwC, especializado en APP, ésta es la única forma de que sean negocio, pues las obras siempre se proyectan para satisfacer una demanda mayor a la real. "Deberá buscarse que el negocio no sea un fracaso como en el Tren Suburbano", asevera.

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad