Publicidad
Publicidad

La explosión fue causada por una acumulación de gas: PGR

El procurador dio a conocer las causas de la explosión ocurrida en el edificio B2 del complejo de la Torre de Pemex del DF.
Jes�s Murillo Karam
Jes�s Murillo Karam - (Foto: Cortes�a PGR)

El estallido en el edificio B2 de la Torre de Pemex se debió a una acumulación de gas en la zona de pilotes y no un artefacto explosivo, informó el procurador General de la República (PGR), Jesús Murillo Karam.

Según los hallazgos realizados por los diferentes peritos encargados de las investigaciones del Gobierno Federal, la explosión fue producto de un accidente derivado por:

-Acumulación de un gas, que podría ser metano, en el subsuelo de donde se ubica el edificio B2 del complejo Torre Pemex.

-La explosión derrumbó tres pisos al propiciarse un efecto  en la estructura de los pisos del edificio, que generó primero su impulso hacia arriba, y luego su caída.

-Presumiblemente, la explosión se derivó del contacto del gas con un aparato de iluminación que utilizaban tres empleados de la empresa Conservación Pilotes de Control (Copicosa), que realizaban trabajos de mantenimiento en una zona por debajo del sótano. Fueron los únicos cadáveres que presentaban huellas de quemaduras, inclusive a uno de ellos lo localizaron con un cable adherido al cuerpo; aunque la causa de muerte fueron las lesiones por contusión.

-Kis peritajes descartaron que se utilizaran explosivos, porque las vigas de acero del edificio no estaban fracturadas, en tanto que los cuerpos de las víctimas no presentaban desmembramiento y ninguna tenía el daño en los oídos que hubiera provocado un artefacto explosivo.

Publicidad

El gas metano, que compone alrededor de 97% del gas natural, además de que es utilizado para generar electricidad pudo haber tenido su origen en tres puntos, según el procurador Murillo:

-El edificio de enfrente de la zona B-2 en la que existe el equipo para almacenar gas natural en cisternas y el cual está conectado mediante un túnel subterráneo a la zona en la que se registró la explosión.

-Un ducto que tiene más de 30 o 40 años que es parte del mismo edificio del siniestro y que se encuentra en un cuarto de máquinas;

-Un tubo y un regulado que se encontró en la zona de mantenimiento de los pilotes, del que hasta ahora, no se tiene mayor registro.

Al ser cuestionados sobre el futuro del edificio B2, donde ocurrió la explosión, Jesús Murillo Karam, titular de la PGR, así como el secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong y el director de Pemex Emilio Lozoya, prefirieron no dar respuesta directa. 

Por lo que aún no se sabe si esas instalaciones se derrumbarán o comenzarán trabajos de reparación con los cimientos del edificio siniestrado.

Los edificios aledaños al B2, no sufrieron daños en su estructura, según estudios realizados por la Facultad de Ingeniería de la UNAM, el Instituto Mexicano del Petróleo e ICAFluor, mencionó Murillo Karam.

No obstante, seguirán con los trabajos de investigación en el lugar, por lo que las actividades en el complejo de Torre Pemex se reanudarán hasta el miércoles 6 de febrero.

El Gobierno Federal dijo que la aseguradora Inbursa aún no tiene cuantificados los daños. 

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad