Publicidad
Publicidad

La arquitectura del Museo Juan Soriano cumplió su misión, asegura su creador

Javier Sánchez, del taller JSa y quien diseñó el recinto cultural en Cuernavaca, platica con Obras sobre los objetivos del museo, reconocido con el oro en la IV Bienal de Arquitectura de la CDMX.
Museo Juan Soriano

CIUDAD DE MÉXICO. El diseño arquitectónico del Museo Morelense de Arte Contemporáneo (MMAC) buscó crear, además de un recinto cultural, un espacio público que la población de Cuernavaca pudiera incorporar a su vida cotidiana.

Y lo logró, asegura en entrevista con Obras el arquitecto Javier Sánchez, del taller JSa. El edificio ha sido galardonado con la medalla de oro en la IV Bienal de Arquitectura de la Ciudad de México, organizada por el Colegio de Arquitectos de la Ciudad de México y la Sociedad de Arquitectos Mexicanos (CAM-SAM).

“Recibir el premio es un orgullo para el taller porque valida la propuesta arquitectónica, pero también lo es para el museo, y por supuesto para la ciudad”, dice Sánchez, quien diseñó el recinto junto con la arquitecta Aisha Ballesteros.

Museo Juan Soriano

Así, a poco más de un año de haber sido inaugurado, el jardín del MMAC ya es un atajo que conecta al centro de Cuernavaca con el barrio de Amatitlán, al este de la capital morelense, y también es un espacio de convivencia entre los habitantes y la obra escultórica de gran formato del artista jalisciense Juan Soriano.

Publicidad

Lee también: El Museo Juan Soriano gana el oro en la Bienal de Arquitectura de la CDMX

De acuerdo con el arquitecto, la apropiación del espacio público evita que el museo esté volcado hacia sí mismo y atraiga únicamente a población circundante.

Sánchez destaca que el MMAC también se distingue por la sustentabilidad, pues en los diferentes espacios se privilegió la iluminación y ventilación naturales. Sin embargo, también quedan satisfechos los estrictos requerimientos para la exhibición de obras de arte. Así, un mismo espacio puede funcionar con iluminación natural o convertirse en una caja negra, según se necesite.

Museo Ju
El objetivo del recinto es conservar, investigar, exhibir y promover la obra del artista plástico Juan Soriano y sus contemporáneos.

Sánchez subraya que esta versatilidad del recinto, integrado por tres edificios, optimiza los costos operativos, y fue uno de los aspectos evaluados por el jurado del certamen.

No obstante, la obra no ha estado exenta de polémica. En septiembre de 2018, legisladores locales criticaron que se trataba de un “elefante blanco”, pues el gobierno estatal no cuenta con los 21 millones de pesos (mdp) anuales que requiere el recinto para funcionar.

El taller JSa también recibió menciones en las categorías de vivienda unifamiliar, oficinas y remodelación o reconversión de edificios.

Lee más: Torre Reforma es designado uno de los 50 rascacielos más influyentes del mundo

Newsletter
Recibe en tu email nuestro contenido.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad