Publicidad
Publicidad

China experimenta el fenómeno de las ciudades vacías

Por adelantarse a las corrientes de migración en el país asiático hay desarrollos urbanos que están desocupados desde hace varios años.
Desarrollos en China
Desarrollos en China - (Foto: Getty Images )

El fenómeno de las 'ciudades vacías' en China se debe al deseo de las autoridades locales de contribuir a la política  de "aceleración de la urbanización", explicó Jorge Eduardo Navarrete, investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

El economista indicó que en ese país "se han adelantado a las corrientes de migración urbana esperadas" y construyeron desarrollos que no tienen "una demanda de trabajo suficientemente atractiva".

"Se exagera un poco ese concepto de 'ciudades  vacías'", argumentó el investigador adscrito al 'Programa de Investigación Prospectiva Global: Estudio de Futuros' del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM. 

En entrevista con Obras dijo: "ciertamente ha habido desarrollos urbanos, en términos de construcción de vivienda y el mobiliario urbano alrededor de los conjuntos habitacionales que, por así decir, se han adelantado a las corrientes de migración esperadas y han quedado desocupados por periodos, que quizá en ocasiones se cuentan ya en años", pero es un fenómeno  "aislado".

El riesgo de la exageración

Publicidad

Argumentó que el proceso de urbanización que vive China es en parte resultado de una política "deliberada de las autoridades en combinación con el Banco Mundial para  acelerar la  urbanización, y de este modo facilitar que la demanda interna de las  unidades  familiares en zonas urbanas se convierta en uno de los motores centrales del crecimiento económico, sustituyendo gradualmente a las  exportaciones masivas de bienes de consumo que habían sido ese motor en las primeras etapas de la Reforma y de la Apertura".

El investigador consideró que no es prudente acelerar más esa urbanización, pues "la ingeniería social nunca ha dado buenos resultados en ninguna parte del mundo".

Jorge Eduardo Navarrete planteó que derivado de la urbanización "hay un elemento positivo de aumento de niveles de ingreso y bienestar en forma moderada" para las personas, pero hay impactos sociales que no se conocen bien y que tendrían que ver con "la adaptación del habitante rural a las nuevas condiciones laborales y de convivencia en zonas urbanas, que  no siempre es fácil, y ha supuesto problemas de disolución de núcleos familiares que en China son un elemento muy importante de cohesión social".

Para el autor del libro China: El quinto relevo. Derroteros para el decenio 2013-2022, si la urbanización se exagera "se llega a la etapa en que  la contaminación y el hacinamiento en algunas ciudades se vuelve intolerable, y el fenómeno se revierte”.

Acotó que ya “hay información de que miles de familias, sin que sea estadísticamente importante, han salido de Beijing para protegerse de la contaminación y han buscado situarse en poblaciones de menor tamaño no demasiado lejanas de la capital, una especie de suburbanización o de proliferación de suburbios.

Publicidad
Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad