Publicidad
Publicidad

Las 3 construcciones monumentales de Ramírez Vázquez

Algunos de sus edificios se han convertido en emblemas de su arquitectura y en un referente para los mexicanos.
Estadio Azteca
Estadio Azteca - (Foto: Notimex)

Los diseños de Pedro Ramírez Vázquez han traspasado las fronteras, alcanzando la bendición papal de Juan Pablo II, por su capilla a la Virgen de Guadalupe en el Vaticano; el reconocimiento del Comité Olímpico Internacional (COI), por el diseño de sus oficinas centrales, y la construcción de aproximadamente 35,000 escuelas en diversos países que replicaron el modelo de su escuela prefabricada.

Sin embargo, son tres obras monumentales las que marcan no sólo su obra, sino el panorama de la Ciudad de México, al grado de haberse convertido en centros de reunión para tres públicos muy diferentes: el deportivo, el cultural y el religioso.

El Estadio Azteca
En 1962, los arquitectos Ramírez Vázquez y Rafael Mijares diseñaron el estadio Azteca, con miras a la copa mundial de futbol que se realizaría en 1970. El proyecto se contemplo para ser desarrollado sobre una superficie de 63,590 m2, y su edificación tardó cuatro años.

El estadio cuenta con una capacidad de 105,000 espectadores sentados, con 631 palcos y una cancha de 120 x 90 metros. Para su construcción se empleó principalmente concreto y acero de refuerzo.

 

Tomado de Flickr/hanz1010

Publicidad

El Museo de Antropología
Diseñado por Ramírez Vázquez, Rafael Mijares y Jorge Campuzano, el Museo Nacional de Antropología e Historia de la Ciudad de México se construyó entre 1963 y 1964.

Cuenta con un área edificada de 45,000 m2. A través de sus 30,000 m2 de área de exhibición, los visitantes pueden realizar un recorrido de 5.5 kilómetros. Para su construcción se utilizó concreto y acero.

Tomado de Flickr/3:14

La Basílica de Guadalupe
Entre 1974 y 1976, Ramírez Vázquez trabajó en el diseño y construcción de la nueva Basílica de Guadalupe (a construirse a un lado del recinto original de 1709), junto con Manuel González Flores (cimentación), Fray Gabriel Chávez de la Mora (diseño del altar y litúrgico) y Javier García Lascurain (dirección de obra).

En esta ocasión, Ramírez Vázquez proyectó un edificio circular (100 m de diámetro) capaz de recibir alrededor de 10,000 personas en las celebraciones litúrgicas. El techo de la estructura se planteó con forma de carpa, como una representación del manto de la Virgen de Guadalupe que protege a los feligreses.

Publicidad

Tomado de Flickr/MexicanAtHeart

( Ver especial Pedro Ramírez Vázquez )

Newsletter

Te has registrado exitosamente!

Lo sentimos, algo ha fallado, intenta de nuevo más tarde!

Publicidad
Publicidad